El vicerrector académico, Rafael Escalona, resaltó el esfuerzo colectivo que se está realizando en materia de educación a distancia, pese a las grandes limitaciones financieras.

39 profesores fueron homenajeados por su colaboración en el proceso de virtualización de Organización Empresarial, la primera carrera de pregrado que ofrecerá la USB en esta modalidad. El acto de reconocimiento realizado el pasado martes en el Paraninfo, contó con la presencia de varias autoridades universitarias, entre las cuales se estuvieron el vicerrector académico, Rafael Escalona, el vicerrector administrativo, William Colmenares, el secretario, Cristián Puig, el decano de Estudios Tecnológicos, Armando Jiménez y la directora de Servicios Multimedia, Mariella Azzato, quien informó sobre los avances del proyecto.

En nombre del equipo rectoral habló el vicerrector académico, Rafael Escalona, resaltando el esfuerzo colectivo que se está realizando en materia de educación a distancia, pese a las grandes limitaciones financieras. “La USB tiene entre sus valores principales la búsqueda de la excelencia y, para mí, la excelencia más que una búsqueda es una actitud que consiste en dar lo mejor que uno tiene y eso se evidencia en este proyecto, en donde a pesar de las dificultades tenemos mucho que mostrar, porque con inteligencia y creatividad se pueden hacer muchas cosas”, expresó.

De acuerdo a Escalona, la USB es ejemplo para otras universidades. De hecho, afirmó que es pionera en políticas de creative cosmo. “Lo que estamos haciendo es para los estudiantes y para los colegas que continuarán con la obra”, agregó, agradeciendo además el valioso y fundamental aporte de la Secretaría, la Dirección de Desarrollo Profesoral y del Decanato de Estudios Tecnológicos.

Seguidamente, tomó la palabra el decano Armando Jiménez, quien aprovechó la ocasión para realizar un recuento sobre todas las acciones que han permitido el desarrollo de este novedoso proyecto cuyas acciones comenzaron en noviembre de 2011, cuando asumió la responsabilidad de dirigir el decanato y le encomendaron la virtualización de la carrera. Desde entonces, informó, se codificaron las materias, se conformó el grupo de profesores que ayudarían en el proceso de virtualización, se dictaron cursos de formación del personal sobre educación a distancia, se organizaron eventos y se prepararon encuestas aplicadas a 36 empresas empleadoras del Distrito Capital, que confirmaron la necesidad de una carrera con opción semipresencial.

El decano de Estudios Tecnológicos, Armando Jiménez, anunció que “estamos cerca” de ofrecer esta modalidad semipresencial.

Tras esas actividades, en enero de 2013 finalmente se presenta el proyecto que regularía esta modalidad virtual y, un mes después, se recibe la visita técnica de la Opsu, cuya positiva evaluación “destaca la mística de trabajo del grupo involucrado con esta iniciativa”. Según Jiménez, “estamos cerca” de ofrecer esta modalidad, por eso les dijo a los profesores “ahora es cuando más necesitamos de ustedes”.

Antes de finalizar su intervención, Jiménez exaltó el orgullo de la institución de contar con este grupo de profesores, resaltando además la naturaleza de la docencia, porque en su opinión, va mucho más allá del trabajo, ya que constituye en sí misma una forma de vida, de lucha y de esperanza, de quienes creen en la educación para transformar al mundo.

Por su parte, la directora de la DSM, Mariella Azzato, recordó que la virtualización consiste en transformar los programas académicos, siempre validados por un decano. “Muchos actores conviven en este proceso, pero el rol principal lo tiene el profesor, porque sólo él posee los conocimientos que el equipo de la Dirección de Servicios Multimedia virtualiza”.

Mariella Azzato: “Hemos ido con pasos pequeños, pero certeros”.

El proceso, aseguró, tiene “marca USB” y entre los pasos que deben realizar los profesores está el volcar la materia en plantillas siguiendo una serie de pasos como análisis, diseño, estructura pedagógica, implementación y evaluación. No obstante, el mapa en donde intervienen todos los actores es complejo y extenso, acotó, proyectando en una lámina parte de ese largo recorrido que implica la virtualización.

Igualmente, Azzato mostró cómo se está traduciendo el trabajo de los profesores en esta nueva versión virtual. Proyectó las imágenes que identifican las materias, las opciones que se les ofrecerán a los estudiantes como foros y videos que servirán como material de ayuda, así como una parte del audio del contenido. A su juicio, “hemos ido con pasos pequeños pero certeros”.